¿Cómo mejorar el aspecto de la piel?

Estos 7 consejos no sólo harán que tu piel mejore su aspecto, sino que también te ayudarán a combatir otros efectos negativos, como la grasitud, la salida de acné y otros.

1) Beber dos litros de agua por día: hidratarse bien no sólo mejora la circulación, sino que le da un mejor aspecto a la piel como así también ayuda a combatir el cutis graso. Por otro lado, si no se está bien hidratado, se tienden a ver más fácilmente las arrugas de la cara. Hay que aclarar que tomar dos litros de agua por día significa hacerlo gradualmente en todo el día, es decir, unos 8 vasos diarios en diferentes horas. El agua es uno de los mejores amigos de nuestra piel y nadie puede negarlo.

2) Dormir bien durante la noche: descansar unas 7 horas es fundamental para que nuestro cuerpo se recupere, como también para que nuestra piel y para que a su vez tenga un mejor aspecto. Además de ello, el no dormir bien favorece con el tiempo el surgimiento de manchas y arrugas en la piel.

3) Protegerse del sol: la exposición solar diaria es fundamental para que la piel luzca mejor, pero estar mucho tiempo al sol es malísimo. Si no se tiene protector solar, especialmente en verano, no sólo dañarás la piel sino que a la larga te saldrán manchas, acelerará el envejecimiento junto con arrugas bastante marcadas y tendrás una piel maltratada.

4) Aliméntate bien: no sólo debes cuidarte de comer comida chatarra, ya que tu piel se pondrá grasa y te pueden salir granos y espinillas, sino que también debes aportar alimentos que le den un mejor aspecto a tu piel. Debes comer más seguido frutas y verduras, lo cual no significa comer todos los días esto… También debes cuidarte de no ingerir demasiadas cosas dulces. Estas buenas prácticas te ayudarán también si tiene acné.

5) No frotes la cara con la toalla: debes aprender a secar tu rostro con cuidado, apretando tu cara con la toalla, pero no frotándola sobre tu piel. Si tienes granos y espinillas, te lastimarás, y si no tienes, te rasparás igual la piel.

6) Usa agua tibia: es recomendable usar agua tibia para lavarse la cara, es decir, ni muy caliente ni tampoco fría. Mejorar el aspecto de tu piel no es sólo un cuidado interno sino también externo.

7) No te toques las imperfecciones de la cara: si tienes granos y espinillas especialmente, no te tientes a lastimarte, ya que esto hará que se infecten y que el acné se distribuya a otras zonas de tu rostro. Además te dejarán marcas que tardan en irse y todo ello hará que tu piel se sienta maltratada y herida.